• IHNWoodbridge

Las Lagrimas de Jesús - Sermón

Lectura: Juan 11:33-35

Pastora Belkis Fernández


En este pasaje las lágrimas de Jesús muestran su compasión a dos hermanas ante la muerte de su hermano. Jesús se sintió conmovido al ver a María y a Marta, él pudo ver su dolor y tristeza. Jesús no se quedó observando, sino que fue movido a misericordia. Él les preguntó, ¿Dónde sepultaron a Lázaro? Ellos le dijeron, ven Señor, aquí esta.


Jesús lloró. Este es el versículo más corto de la Biblia. Jesús lloro al ver el sufrimiento que le había causado la muerte de Lázaro a sus hermanas y se unió en una solidaridad total. Cuando vieron a Jesús llorar, dijeron que él amaba mucho a su amigo, otros dijeron, pudo haberlo sanado, así como sanó al ciego. Jesús resucitó a Lázaro, pero la gloria se la da al Padre y para que sepan que él era el Hijo de Dios, de manera que dijo, al Padre, “Yo sé que tú siempre me escuchas”.


Todo proceso de dolor, pérdida, enfermedades, frustraciones de la vida y las muertes que han ocurrido con esta pandemia, tienen que producir compasión en el creyente. Jesús mira la violencia, las maldades y opresión que hay en la ciudad, y llora al ver como el pecado tiene al mundo bajo opresión. Jesús ha encomendado a su iglesia para que cumplamos con la misión de ser compasivos, así como el Padre es compasivo. Somos las manos y los pies de Jesús.


Todavía hay esperanza, pues el amor de Cristo se ha derramado por toda la humanidad. Hoy están muriendo muchas personas adultas mayores en su gran mayoría. Hay gente que puede hablar despectivamente sin comprender el dolor de los familiares. Cristo espera que hoy nos levantemos a clamar para sus misericordias sean extendidas desde el niño/a hasta los adultos mayores. Que cuando veamos la violencia, nos mueva a misericordia y que tomemos una posición de cumplir con su misión en la mejor definición del amor de Dios que no se goza de la injusticia.


#sermon #BF

IGLESIA HISPANA DEL NAZARENO

WOODBRIDGE